DE LO FORMAL A LO CASUAL

"Las reglas poco a poco se flexibilizan y lo mejor es adaptar las tendencias al modo de vida y personalidad de cada individuo”, afirma Araceli Motta, consultora de Ary Imagen.

 

Elige tu look 

 

Formal. Un traje gris claro, en algodón ligero y con hombros apenas marcados se lleva muy bien con una camisa blanca de algodón.  

Se acompaña de una corbata más delgada que en el pasado, con pequeños estampados en tonos verde.El toque final lo ponen las mancuernillas de metal, los calcetines de fantasía y el mocasín con herraje, un clásico que no pasa de moda.

 

Casual. Un blázer azul marino de inspiración náutica, que ahora se usa muy estrecho, se combina con pantalón gris y camisa blanca con un ‘boutounniere’ o detalle floral en el ojal, para darle alegría al conjunto.El calzado y el cinturón se lucen en diversos tonos de café.

 

Vanguardista. Una chamarra capitonada tipo ‘bomber’ en color uva se utiliza con una camisa adornada por discretos motivos en azul. Se complementa con una pajarita y jeans en color llamativo, en este caso rojo.Para el papá que quiere llevar la moda al extremo, unos mocasines sin calcetines.

 

Weekend. Una sencilla playera blanca de algodón destaca con un blázer azul intenso, jeans de corte recto tratados químicamente y mocasines de gamuza en rojo o vino, una de las gamas más buscadas por los caballeros.Al atuendo se suma una bolsa tipo cartero o bandolera, la cual proyecta jovialidad en la silueta.

 

Relax. Una playera tipo polo rosa y con cuello en contraste es perfecta para coordinar con bermudas también en matiz intenso. Se porta con ‘top siders’ o alpargatas de lona, y lentes oscuros que brindan un aire casual.

 

 

Please reload